apoyotcnicoyfinancieroinvestigacionesyaccionesdepr Custom-min.jpgUn total de 17 programas de asistencia técnica están en marcha para fortalecer al sector yerbatero, además de acciones de fiscalización y promoción, implementados por el Instituto Nacional de la Yerba Mate.

El apoyo al sector yerbatero se evidencia con acciones en marcha desde el 2007, como la financiación actual de 43 proyectos de investigación, experimentación y capacitación, y las reuniones de capacitación orientadas a productores, cosecheros y estudiantes de escuelas agrarias, donde se difunden técnicas de manejo de suelo y planta de yerba mate, orientadas a lograr una mejor productividad de los yerbales. También, a través de las Becas Estudiando con el Mate consistente en ayuda dineraria a estudiantes hijos de productores y trabajadores del sector, tanto para aquellos que cursan en escuelas secundarias como también universitarias.

El Programa de Tecnificación del Proceso de Secado, vigente desde el 2011, respalda el uso del chip de madera en los secaderos en reemplazo de la leña, asignando a los operadores hasta la fecha un total de 97 quemadores  y capacitación y asistencia técnica para su uso. En ese marca, el INYM también impulsa el Plan de Mejoramiento de la Cosecha de Yerba Mate, consistente en la entrega de guinches (201 unidades ya entregadas) y carritos de arrastre de raídos (478 entregados), lo que facilita el trabajo del cosechero, evitando el sobre esfuerzo humano y optimizando el tiempo.  A la par, la Institución provee zarandas y balanzas – que son herramientas de control de calidad del producto- y pulsadores de bolsas –lo que redunda en mejores condiciones laborales de los trabajadores- las plantas de secado que lo requiera; e implementa el Programa de Planchadas Móviles, entregando hasta la fecha un total de 11 de estos elementos que fueron construidos en la zona productora.

El desarrollo de los Planes Operativos del Plan Estratégico para el Sector Yerbatero es otro de los ítems que se desarrollan, y en ese marco cabe enumerar los datos aportados por el relevamiento aero fotogramétrico de yerbales, que nos permiten conocer información sobre superficie y características de los yerbales.

El Programa de Buenas Prácticas en Secaderos; el Programa de Capacitación de Viveros y el análisis estructural del sector para evaluar asimetrías tecnológicas, impositivas y para proponer las modificaciones necesarias para equilibrar y mejorar la competitividad, componen otras acciones del INYM.

El Programa de Renovación de Viejos Yerbales, que se inició en el 2012, se desarrolló durante todo el 2015 totalizando 28 grupos de 10 pequeños productores cada uno, quienes aceptaron el desafío de sustituir tres hectáreas de yerbales improductivos por una hectárea desarrollada con plantines de alto rendimiento, con asistencia y asesoramiento técnico del INYM.

Finalmente, el INYM es parte, junto a la Universidad Nacional de Misiones y del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria, en la mesa de coordinación y a través del financiamiento,  del estudio de secuenciación del genoma de la yerba mate.

Respaldo financiero, fiscalización y promoción

Desde mediados de 2015 se encuentra vigente el Mecanismo de Apoyo de Absorción de Tasa de Interés con el objetivo de lograr que se acorten los ciclos de pago a productores y secaderos. Mediante esta herramienta, el INYM absorbe todo o parte de los intereses de préstamos (con garantía de warrants de yerba mate canchada o caución de cheques de pago diferido) otorgados a operadores del sector y que tengan como destino operaciones de compra venta de materia prima, así como la absorción del costo de constitución de warrant.

Para cumplir con esta iniciativa se encuentra suscripto convenios con cinco entidades financieras, y a la fecha están liquidadas / aprobadas más de 80 operaciones por un monto prestado superior a los 350.000.000 de pesos.

 En paralelo, el INYM tiene en marcha actividades de fiscalización que se ejecutan mediante:

-           Puestos de control fijos: (Cuay, sobre la ruta nacional 14 en Santo tomé, Corrientes), y Filadelfia (sobre la ruta nacional 12 en Ituzaingó, Corrientes), donde se verifica toda la yerba mate que sale de la zona productora con destino al resto del país y a mercados internacionales.

-           Puesto de controles discontinuos: son controles de ruta sorpresivos,  en conjunto con fuerzas de seguridad, para observar, en la zona productora, el traslado de yerba mate en cualquier modalidad.

-           Fiscalización externas: son las inspecciones y notificaciones a operadores dentro y fuera de la zona productora para verificar el cumplimiento de las normas vigentes y el precio de la materia prima. 

-           Control del uso legal de la estampilla: respalda el pago de la Tasa de Inspección y Fiscalización (Ley 25.564), mediante la verificación de cumplimiento del estampillado en comercios del todo el país y provisión de las estampillas a sujetos registrados y en las cantidades que corresponden a los volúmenes de yerba debidamente declarados y acreditados.

-           Fiscalización interna: consistente en la formación e instrucción de sumarios por infracciones a las Ley 25.564, su decreto reglamentario y normas reglamentarias.

-           Procedimientos especiales: sin perjuicio de las tareas mencionadas, el área de Fiscalización del INYM procede a realizar procedimientos sorpresa de alto impacto, que requieren, según el caso, el acompañamiento de otros organismos y de fuerzas de seguridad.

Durante el 2015, atendiendo lo establecido por el Plan Estratégico para el Sector Yerbatero, el área de Marketing y Comunicación del INYM definió dos  grandes líneas de acción, enfocados en desarrollar nuevos mercados: una orientada a posicionar a la yerba mate como un producto exportable de la Argentina, y otra a generar programas para que las empresas puedan exportar el producto.

En esa línea, los programas en marcha abarcan la asistencia y la capacitación a las empresas para la exportación y para la difusión y comercialización del producto; y el posicionamiento de la Yerba Mate como un producto saludable, a través de la difusión de sus propiedades y formas de consumo. También, el relevamiento y difusión de datos sociológicos y de consumo.

 

Más Interés General