b_400_0_16777215_00_images_2017_bebe_Conectividad_4G_Custom-min.jpgRápido despliegue, incentivos para el recambio tecnológico y una fuerte cooperación público/privada, son las claves.

Así se desprende de los indicadores que elabora la Dirección Nacional de Desarrollo de la Competencia en Redes y Servicios, que en marzo del 2017 registró un total de 11.982 radiobases instaladas para brindar servicios de telefonía móvil 4G. Consultoras privadas indican que ya hay 15,6 millones de líneas, alcanzando una penetración del 37%.

Uno de los datos centrales para comprender por qué argentina se ha convertido en un caso de estudio para los expertos de la región es que en menos de dos años aumentó 8 veces la cantidad de radiobases instaladas a nivel nacional. En mayo de 2015 argentina contaba con 1.416 radiobases mientras que a marzo de 2017 ya totaliza 11.982. Y adquiere mayor relevancia si se tiene en cuenta que con esta cantidad de radiobases instaladas en dos años se alcanzó el 72% de las instaladas en los 15 años anteriores, lo que significa una alta tasa de reemplazo tecnológico que impacta no solo en la calidad del servicio de Internet móvil, sino que permite que las redes de 3G y 2G respondan mejor a la demanda de los usuarios.

Pero además del fuerte compromiso de las empresas en el despliegue de infraestructura, incluso 8% por encima de las condiciones establecidas en el pliego de licitación de 4G, desde el Estado Nacional se promovieron políticas tendientes a facilitar esta tarea.

En este sentido, el Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) se encuentra articulando junto a empresas y municipios una serie de políticas que favorecen el despliegue de las comunicaciones móviles en la argentina. El objetivo de esta iniciativa es concientizar y asesorar sobre la importancia de instalar antenas en todo el país, mejorar la calidad del servicio de telefonía móvil en aquellas zonas donde es necesario un mayor despliegue e infraestructura y profundizar el vínculo con los municipios para conocer las distintas necesidades de conectividad.  El saldo de esta campaña son más de 48 convenios firmados con municipios en todo el país, 3 convenios firmados con gobiernos provinciales y más de 111 presentaciones sobre mediciones de RNI (Radiaciones No Ionizantes) para llevar tranquilidad a todos los usuarios. Dando un resultado de 1.293 localidades de todo el país que ya cuentan con tecnología 4G.

Asimismo, por iniciativa del presidente de la Nación, Mauricio Macri, a través del “Plan de Internet Móvil” se incentivó el recambio de terminales para que los usuarios accedan a celulares con 4G, lo que posibilitó una rápida adopción de esta nueva tecnología, favoreciendo la reducción de la brecha digital.

También se puso en funcionamiento “Antenas Amigables”, un sitio web de consulta para usuarios, donde pueden acceder a toda la información respectiva a las antenas y sus niveles de radiación. De este modo, se fomenta un uso responsable de la telefonía móvil, eliminando los prejuicios y la falta de información.

Todo este trabajo se ve reflejado también por analistas del sector, como es el caso del último informe de Carrier y Asociados donde destacan que la cantidad de usuarios con líneas 4G asciende a 15,6 millones, logrando una penetración del 37% de la población, la 2° más alta en la región sólo detrás de Uruguay, y muy por encima del promedio regional del 21%.

“Lo que hemos realizado en este corto tiempo nos enorgullece. Logramos salir del atraso en el que estábamos cuando asumimos la gestión y encaminamos a la Argentina hacia el futuro. Necesitamos que el Estado siga trabajando codo a codo junto a los privados para seguir mejorando la vida de cada ciudadano; ese es el cambio”, aseguró el presidente de Enacom, Miguel De Godoy.

 

Más Interés General