b_250_160_16777215_00_images_2014_l_17_Custom.jpegEl nuevo complejo habitacional de 100 unidades, que construye el Instituto Provincial de Desarrollo Habitacional en un sector del Barrio Juan Pablo II, tiene desde el día miércoles sus futuros adjudicatarios. El sorteo electrónico, que permitió definir al azar entre los 159 participantes la pre adjudicación de cada una de estas casas, se desarrolló desde las 16hs, en las instalaciones del Club Germano Argentino local.

Con el despliegue informático y la proyección en pantallas gigantes, las familias presenciaron en vivo el sorteo. Acompañados del intendente anfitrión, Diego Sartori; la directora de Promoción Socioeconómica del IPRODHA, su par de Construcciones, Silvana Giménez y Jorge Riera, respectivamente.

La emotividad fue otra vez protagonista en esta modalidad de selección, donde el “sueño de la casa propia” toma forma. A cada anuncio del locutor del Instituto Provincial de Loterías y Casinos (IPLyC, colaborador en esta actividad) los presentes acompañaban identificando con aplausos y saludos a los “afortunados” de la tarde con una de las viviendas.

El jefe comunal resumió la importancia del acto con “acá tenemos una demanda de 2.000 casas del IPRODHA, a mí me piden `será que me puede dar una manito…`  Y yo le digo por suerte no tengo nada que hacer, este sistema de convocatorias es lo más transparente que hay, es la suerte quien define”, señaló Sartori.

Por su parte Giménez junto a Riera (cada uno desde su área) explicaron a los participantes en detalle el procedimiento, los pasos a seguir tras el sorteo, las características técnicas de las viviendas, entre otros aspectos. Una vez finalizado el acto en sí del sorteo que fue supervisado  por escribano  público, el equipo del IPRODHA permaneció junto a las familias evacuando todo tipo de consultas. La Delegación que dispone el Instituto en Alem fue otro de los puntos de apoyo para llevar a cabo en forma organizada y fluida esta actividad.

Como se viene haciendo en cada convocatoria, el sorteo de ayer contempló a discapacitados y los suplentes del sorteo anterior. La finalización de obra de estas 100 viviendas está prevista para mediados del próximo año. Cabe acotar que en el mismo predio de la zona denominada “Juan Pablo II”  se están concluyendo las 85 viviendas ya próximas a entregarse, cuyo sorteo se realizó el pasado año.

“Con un pan bajo el brazo”

El joven matrimonio de Germán Schwegler y Yanina Pereyra, fue uno de los favorecidos por el bolillero con una de las casas. No ocultaron las lágrimas y sólo se limitaron a agradecer a “Dios, a los que hacen la vivienda y a Jazmín, que vino con un pan bajo el brazo”, así se refirió Germán a su beba de solo 20 días, mientras su madre la acunaba.

Schwegler es empleado de la Asociación Plantadores de Tabaco Misionero (APTM), una de las mayores preocupaciones de la pareja es que casi la mitad del sueldo lo destinan al alquiler, desde el sorteo comenzaron a proyectar sobre “lo propio”.

Más Locales