Oficial Principal Verónica Kolb, autoridad de la Comisaria de la Mujer en AlemLa Oficial Principal, Verónica Kolb, máxima autoridad de la Comisaria de la Mujer en Leandro N. Alem, habló con FM AMÉRICA sobre diferentes cuestiones relacionadas a la dependencia por ella dirigida.

En primer lugar aclaró que hace un año está a cargo de la Comisaria de la Mujer en Alem, dependiente de la Unidad Regional VI, y que en la misma “se recepcionan distintos tipos denuncias. No solo violencia física, sino también psíquica o moral, violencia patrimonial”.

Sobre cuál es la problemática más común denunciada respondió “Acá en Alem tenemos agresión física, pero nosotros no atendemos solo casos de violencia hacia la mujer, también hombres se acercan a la Comisaria. Obviamente hay más casos de victimas mujeres que victimas hombres”.

Tiempo atrás, Kolb comentaba a este medio que, de lunes a viernes, recibían entre dos o tres denuncias diarias pero los fines de semana, ese número aumentaba a cinco o seis. Al respecto agregó “El fin de semana. El tiempo libre. La mayoría de las veces media el alcohol en la situación, la persona queda más agresiva o violenta”.

Sobre como es el procedimiento una vez que se radica la denuncia explicó “Primero se le lleva (a la víctima) al médico policial para que la examine; depende el caso tomamos contacto con el Juzgado (de Familia) y si la Jueza (Pamela Barrios Caram) evalúa si se debe tomar una medida inmediata de exclusión por parte del victimario, si es una persona muy agresiva y corre peligro la víctima, directamente se le excluye del hogar”.

“Nosotros notificamos a las partes y, si la parte (victimario) no quiere salir, nosotros protegemos a la víctima para que no siga siendo agredida. En lo inmediato se le separa del domicilio. Generalmente no quieren irse porque piensan que perderán el bien patrimonial que tienen en común, pero eso no tiene nada que ver, es algo aparte”. “Luego hay una Audiencia donde la Jueza dialoga con ambas partes y van a tratamiento terapéutico, esa es una ayuda para la situación”.

Como actúan cuando se vuelve más compleja la situación y existe el acoso de por medio, aclaró “Si el Juez libra la orden que se explaya, ´Prohibición de Acercamiento´, (el victimario) no tiene que realizar llamadas, no tiene que perturbar a la víctima; pero si llega a incurrir en esa falta, nosotros tenemos que si o si recepcionar la denuncia y eso ya es una causa penal, porque es una desobediencia judicial”.

Luego agregó “Hay muchos casos en los cuales las personas vuelven a convivir; una parte pide perdón, la otra parte vuelve a confiar; pero las dos partes están desobedeciendo una orden judicial y nosotros debemos informar al Juzgado sobre lo sucedido”.

Ante la pregunta de si se pueden realizar denuncias en forma telefónica respondió “Por teléfono se puede, pero nosotros insistimos en que se acerque la persona porque necesitamos toda la información posible. También la pueden hacer por terceros, porque existe la reserva de identidad. Por ejemplo, si alguna persona tiene conocimiento de que un niño es maltratado”. Aclaró “Cuando llaman por teléfono, primero hay que corroborar la información pero nosotros como funcionarios públicos también podemos actuar, porque cuando llegamos al lugar y si se establece, mediante averiguaciones, que si hay violencia, actuamos nosotros en el lugar”.

Sobre si los hechos se darían en una chacra, ya que las personas están más aisladas y quizás no existe un tercero que pueda interceder, comentó “Tenemos móviles pero además también colaboran el Comando Radioeléctrico y Comisarias de la Jurisdicción, porque el que primero recibe el llamado acude al lugar. Hay un trabajo en conjunto, la gente llama al 911 o al 101 y es atendida”. Además confirmó que existen muchos casos en los cuales el victimario amenaza de muerte a su víctima, para que no lo denuncie.

Posteriormente, con respecto a los casos de violencia en niños, dijo en FM AMÉRICA “Hay bastantes casos, generalmente los que denuncian esos casos son vecinos o familiares, tíos, abuelos. La realidad es que tenemos muchos casos de madres jóvenes y, como no pasaron esa etapa de la adolescencia, llega el fin de semana y quieren ir a bailar. También sucede que tienen 16 años (comienzan a convivir en pareja) y a los 19 o 20 años ya están cansados de la pareja, por lo que empiezan los problemas”. Añadió que en Alem hay casos de padres que van al casino y dejan a los chicos solos, afuera del mismo ya que los menores de edad tienen prohibido ingresar a la sala de juegos.

Por otra parte aclaró que también existen denuncias por parte de “madres que se enteran que el padrastro tocó o manoseó (a la hijastra). Nosotros lo llamamos abuso sexual simple y, aunque es un abuso sin acceso, es un abuso sexual. Acá ya interviene el Juzgado de Instrucción N°5 porque es una denuncia penal”.

“Generalmente la persona que está dentro del círculo de la violencia piensa que el hombre va a cambiar. Le pego una vez, está bien, le perdona. La Segunda vez. La tercera vez también le perdona. Pero si no acude a una ayuda eso va a seguir y cada vez será más elevado el grado de agresividad hacia la víctima”.

En otro tema comentó y aclaró “Muchas veces tenemos reproches desde la sociedad hacia nosotros. Uno entiende que cada persona cuando pasa por una situación complicada se siente desprotegida. Nosotros siempre estamos a disposición de la sociedad pero nosotros actuamos conforme a lo que dice la Ley”.

Sobre la creación de las Comisarías de la Mujer y la ayuda que generó en las denunciantes, ya que se sientan más seguras al radicar la denuncia con otra mujer, dijo “Cuando no existía la Comisaria de la Mujer decíamos que no había (violencia doméstica) o no había tanto, pero siempre hubo. Ahora las mujeres se animan más a denunciar porque van al Juzgado de Familia y ven que se trabaja para bloquear estos hechos”.

También explicó que, en la dependencia que ella conduce, se realizan trámites de tenencia de hijos menores de edad, cuota alimentaria y régimen de visitas a los niños. Además Kolb expresó “A mi cargo tengo 18 mujeres en la fuerza efectiva. Siempre hay 3 Oficiales en servicio las 24hs y hacemos guardias de 12hs por 24hs. Siempre hay gente disponible”. “Las guardias las conforman tanto personal femenino como masculino. Actualmente como chofer (tenemos un hombre) pero también tenemos un personal masculino en cada guardia, porque tanto hombres como mujeres hacen el procedimiento a la hora de detener o concretar la medida que debemos llevar a cabo”.

Por último preguntamos a la Oficial Principal Verónica Kolb por qué decidió ser Policía y respondió “Creería que por mi carácter fuerte. Siempre desde chica tuve inclinación por la justicia. Justicia. Justicia”, concluyó la jefa de la Comisaria de la Mujer de Leandro N. Alem.

 

Más Locales