Reunin de Caciques Custom-min.jpgEn Mbokajaty tuvo lugar el encuentro de la Mesa de Coordinación de Caciques de San Ignacio -espacio que congrega a 16 comunidades mbya guaraní asentadas en ese municipio- el sábado a media mañana.

Más tarde, recibieron a la ministra de Derechos Humanos, Lilia "Tiki" Marchesini con su equipo de trabajo, y al diputado del Partido Agrario y Social, Martín Sereno; espacio político que impulsó la reunión, además de los guardaparques de la Fundación Temaikén y periodistas.

La lluvia interrumpió un par de veces el diálogo que se inició bajo frondosos ejemplares de la selva misionera, y terminó en un vivero donde cultivan especies nativas y sobre todo, orquídeas en la aldea que lidera el cacique y promotor de salud, Rosalino Ramos, y que ofició de anfitrión.

Los caciques hablaron en representación de las 16 comunidades de guaraníes que habitan San Ignacio y de otras zonas como Andresito y Koenjú, de Ruiz de Montoya, entre otras, que también estuvieron representadas. Calificaron al encuentro como histórico y plantearon sus reclamos, con un espíritu conciliador y optimista por encontrar las soluciones negadas desde hace años.

“Pedimos la articulación con el Estado provincial y municipal en las necesidades que tenemos las comunidades de San Ignacio y del resto de la provincia. Queremos participación efectiva para tratar las necesidades de nuestro pueblo que son muchas y son grandes”, dijeron después de las presentaciones de rigor, durante el encuentro.

Reclamos de casas, tarjetas alimentarias, atención sanitaria, agua y luz

El pedido de informes que presentaron a las autoridades del Ministerio de Derechos Humanos, y sobre el que pidieron respuestas giraron sobre la Ley que regula el funcionamiento y elección del Consejo de Ancianos y Caciques -algo que no fue respondido por los funcionarios- sobre cómo funciona y cuál es el ente responsable para tramitar las tarjetas alimentarias para la comunidad y solicitaron viviendas dignas para la comunidad y conocer cuál es la situación de los guaraníes que prestaban funciones en la Dirección de Asuntos Guaraníes y que aducen que fueron despedidos.

Reclamaron la creación de aulas satélites para garantizar el acceso a la educación de todos los niños de las comunidades; agua potable para todas las comunidades y participación en las políticas públicas mediante una mesa de diálogo; preguntaron en qué situación está la aplicación de la Ley de Ordenamiento Territorial para el área guaraní y pidieron precisiones  sobre el presupuesto que maneja Asuntos Guaraníes, el Consejo de Ancianos y el Consejo de Caciques.

También, denunciaron la situación precarizada de los agentes sanitarios en el Área de Salud, para los que pidieron dejar de lado la modalidad de becas para que sean incorporados a la planta permanente del Estado, y conseguir así los mismos derechos que tienen todos los trabajadores. Además, peticionaron sobre cuáles son las acciones en la lucha contra el dengue que se realizan en todas las comunidades de guaraníes.

Diálogo, compromiso, soluciones y unión

El diputado Sereno sostuvo durante la reunión, que observa la situación de la problemática de los mbya guaraní como una mesa de cuatro patas, donde desde su espacio político bregan para que haya diálogo y acercamiento entre los caciques y las autoridades provinciales que son quienes deben resolver los problemas junto a los municipios. "Nos reunimos con las comunidades y escuchamos los reclamos, fuimos al Ministerio de Derechos Humanos, hablamos con el Consejo de Caciques y creemos que una de las patas de la mesa que es el diálogo está. La primera vez que vinimos a esta aldea con los diputados Cacho Bárbaro y Myriam Duarte, nos comprometimos a juntarnos con los integrantes de la Mesa Coordinadora, y lo hicimos; después le pedimos a la ministra de Derechos Humanos que estuviera hoy acá y cumplió, esa otra pata de la mesa que es el compromiso también está. Lo que queda ahora son soluciones y la unión. Creemos que manteniendo el diálogo y el compromiso, y aportando soluciones todo eso nos dará la unión entre los mbya guaraní".

Marchesini pidió acompañamiento a su tarea

Mientras que la ministra Marchesini anunció que ya dieron inicio a una parte de los reclamos que es la programa de potabilización del agua dirigido a comunidades mbya guaraní. La primera etapa del proyecto alcanzará a cuatro integradas por 350 personas: Tekoa Porá (cacique Tonino Paredes); Piracuá (cacique Mariano Benítez); Ambay Poty (cacique Franscisco Benítez) y Takuapí (cacique Hilario Acosta).

La funcionaria pidió acompañamiento en su tarea, y explicó que con ella al frente del organismo, comienza otra gestión. "Asumí un compromiso con el Gobernador (Hugo) Passalaqcua cuando acepté este cargo, y voy a gestionar personalmente los temas que les preocupan a ustedes y que lleguen a mí, siguiendo la vía correcta, como por ejemplo las casas del Iprodha, para las que antes debe elevarse una nota al intendente de cada municipio donde está asentada la comunidad", dijo.

Con respecto al suministro del agua potable, decidieron comenzar en Puente Quemado, Colonia Primavera, municipio de Jardín América, que es lo más urgente porque los guaraníes toman aguan contaminada de un arroyo. "Eso no puede ocurrir más, y esperamos terminar el año con todas las comunidades provistas de agua potable", se esperanzó.

Hay una mirada más cercana a los mbya; pero falta autocrítica

Al término de la reunión, el legislador Martín Sereno observó un aspecto positivo en el encuentro que es el proceso de diálogo y compromiso por parte de la ministra de Derechos Humanos. "Vamos a ver si se traducen en hechos concretos. Creo que hay una apertura y una mirada más cercana a los pueblos originarios de Misiones. Por otro lado veo como negativo que el director de Asuntos Guaraníes responsabiliza de lo que no hizo por el bienestar de las comunidades, a la gestión del ex ministro de Derechos Humanos; pero no hay que olvidar que este director está en esa función desde antes que asumiera Edmundo Soria Vieta y continúa en su cargo. Es decir que lleva más de ocho años y sin embargo centraliza todo en los últimos cuatros años de gestión de Soria Vieta. Creo que a él le caben muchas responsabilidades del abandono, empobrecimiento y situaciones de indignidad en la que viven nuestros hermanos guaraníes. No escuché ni su autocrítica ni la del Consejo de Caciques", enfatizó el diputado Sereno.

Destacó que las comunidades expresaron conformidad con la visita de la ministra; pero quedan a la espera de que se concreten las soluciones para los problemas que tienen en las tierras que habitan.

 

Más Provinciales