b_400_0_16777215_00_images_2016_g_13882319_638705582958040_6650272394262322990_n-min.jpgEl precio máximo de referencia rige para todo el país a partir del viernes 29 de Julio, y no incluye el servicio de envío a domicilio.

El envase de 10 kilos tendrá un precio de $87,78, que al sumarle el 10,5% de IVA, son $97 para la garrafa de gas licuado de petróleo (GLP). Los precios máximos se establecieron también para la garrafa de 12 y 15 kilos, que costarán 116,4 y 145,5 pesos.

Por otro lado, el Gobierno Nacional aclaró que la garrafa social se sigue otorgando sin cambios de precios para los beneficiarios del Programa Hogar/Garrafa Social: se subsidian $77 de los $97 que sale la garrafa de 10 kilos. Son beneficiarios de este programa aquellas personas cuyas viviendas no están conectadas a la red de gas natural y tienen ingresos mensuales menores a dos veces el Salario Mínimo, Vital y Móvil o a tres si habita un discapacitado.

Cabe aclarar que en todas estas semanas hubo sectores mal intencionados que hablaron de "tarifazo" del gas nacional, cuando en realidad lo que solo hubo fue una actualización de precios para los consumidores que tienen acceso a gas natural por redes en la zona centro y sur del país. Nunca hubo aumento de gas para el NEA y Misiones (que no dispone de gas en redes por la falta de inversión de gobiernos anteriores, que prometieron el gasoducto).

Y con respecto a la actualización, debemos decir sin dudas que es una medida razonable, porque los consumidores en el centro del país pagaban sumas ínfimas con un subsidio que no alentaba al cuidado de la energía, Por ejemplo, una familia tipo de 4 personas de clase media en Capital Federal pagaba 60$ bimensual su consumo de gas en redes que le permitía calefaccionarse, cocinarse y bañarse. Con la quita de subsidios esa familia pasa a abonar 240$ de manera bimensual (120$ mensual), suma todavía menor a la que pagamos los misioneros que no tenemos gas en redes para disfrutar de los mismos servicios.

Los millones de subsidios que por doce años se despilfarraron en el consumo del país central unitario, se hubiesen destinado a la realización de obras de infraestructura como el gasoducto y tantas otras que hubiesen permitido que hoy Misiones cuente con gas en redes, y que todo el país no viva en la actual emergencia energética, que provoca que para abastecer la demanda se deba importar millones de dólares en combustibles.

 

Diputado Nacional

UCR /CAMBIEMOS

Luis Pastori

 

Más Provinciales